Luego de la salida de Antonio Gasalla del programa de Susana Giménez, Lizy Tagliani ocupó su lugar humorístico y debutó con su verdulería en el programa de la diva.

Gasalla y su personaje de "La Abuela" y la "Empleada Pública" abandonaron a la conductora por una supuesta propuesta para trabajar en Estados Unidos, aunque existe la posibilidad de que el actor desembarque en El Trece. 

Sin embargo, Susana no dudó y llamó a Lizy Tagliani para darle un espacio humorístico en el programa. La humorista instaló una verdulería en el estudio y con una banana en la mano recibió a Valeria Lynch

La cantante anticipó su nuevo show en el Gran Rex "Extraña Dama del Rock" y cantó junto a la peluquera hits como "Mentira". 

Además, Valeria le dio aliento a la Selección Argentina con uno de sus temas. "¡Más, me das cada día más! ¡Aleluya por el modo que tienes de amar!", cantó la cantante, quien aseguró que varias veces los jugadores le pidieron videos cantando esa canción para alentarlos.

Muy distinta fue la opinión de Lizy, que aseguró que habría que "comprar el partido" del martes ante Ecuador. "Alguna coima o algo", dijo divertida. 

Valeria también se refirió a su larga relación con Cau Bornes y sostuvo que su relación con Tais, hija del brasileño, es perfecta y que formaron una gran familia juntos. Por su parte, Lizy aseguró que le encantaría ser madre, pero que "no puede". "Voy a subrogar un vientre como Luli Salazar", disparó. 

Una vez finalizado el sketch de Lizy, Susana recibió en su living a Sofía Gala Castiglione, ganadora del "Concha de Plata" por su papel en la película "Alanis". "Te traje la Concha para que me la mires", le dijo a la diva ni bien ingresó al estudio. 

La actriz se refirió a la polémica por el afiche del film, que fue censurado en varios cines por lo que tuvieron que hacerlo. "Yo creo que si el nene tuviera las piernitas más para el costado hubiera sido mejor", opinó Susana. "Yo la verdad que no lo entiendo. En las revistas vemos una cantidad de cosas sexuales. Creo que molesta el cuerpo femenino no se muestre para lo sexual y sino para otra cosa", retrucó Sofía. 

La hija de Moria Casán también se refirió al escándalo que provocaron sus declaraciones sobre la prostitución. "Prefiero ser puta que moza", había asegurado la actriz. "Yo dije que en caso de necesidad extrema elegiría ese trabajo sobre el otro, pero no para denigrar el trabajo de las mozas, sino todo lo contrario. La prostitución debería ser un trabajo como cualquiera, pero está tan marginado por la situación en que lo tiene el Estado y los pocos derechos que tienen las putas. Nadie dice 'qué ganas de ser puta que tengo'. Como un obrero y como la gente que sale a trabajar, todos usamos nuestro cuerpo", detalló. "No voy a pedir disculpas por algo que no dije ni por algo que pienso porque me parece peligroso", aseguró.