El Bailando 2017 ingresó en su etapa final. Este jueves, Flor Vigna y Hernán Piquín se midieron cara a cara en el primer duelo de semifinales.

Las parejas tuvieron que sortear cuatro ritmos: Rock, Folklore, Cha Cha Pop y Cuarteto. Junto a su compañera Macarena Rinaldi, Piquín arrasó en todos los ritmos, ganó 4 a 0 y el jurado los elogió.

Sin embargo, y por tercera vez en la historia, hubo empate gracias al voto de la gente. Vigna y su bailarín Gonzalo Gerber se impusieron con el 59.98% de los votos y forzaron un tercer telefónico. Allí, volvieron a ganar con el 56.53% de los votos y pasaron a la instancia definitiva.

 

El primer telefónico que ganó Vigna.

"Lo mismo había ocurrido en la final del 2008 con Pampita y Laura Fidalgo", comentó Marcelo Tinelli y recordó que aquella vez, tras perder 4 a 0, la modelo y hoy jurado ganó dos veces en el teléfono.

 

Piquín y  Rinaldi la rompieron en "Cha cha cha".
Vigna no pudo en el "Cha cha cha".

En el Rock y en el Folklore, Piquín y "Maca" se impusieron 3 a 1, mientras que en el Cha Cha Pop golearon 3 a 0. Sin embargo, Vigna y su compañero Gonzalo Gerber  también fueron aplaudidos, aunque el jurado aseguró que "les faltó un poco de energía".

"Son una maravilla. Vos Macarena, a veces lo pasás por arriba a Piquín. Tuviste un año extraordinario. Sos la figura de la noche", aseguró Moria Casán  sobre la novia de Federico Hoppe.

En la primera semifinal también hubo tiempo para la emoción. Piquín recibió el saludo de su amiga Graciela Borges y Flor de su ex compañero Pedro Alfonso, con quien ganó el certamen en 2016.