@Rflighera

Se trata de un espectáculo que tiene mucho de aquella síntesis de obras cortas que, con personajes nuestros, historias bien reconocibles y situaciones vinculantes con la identidad nacional, integró aquel inolvidable movimiento escénico que, en 1982, constituyó Teatro Abierto.

En efecto, “Con el alma aferrada” es una grata sorpresa de la cartelera porteña y pertenece a la pluma de una integrante de la nueva camada de dramaturgos nacionales: Ariadna Asturzzi. La historia está centrada en cuatro personajes. Aldo (Fernando Sayago), compositor y contemporáneo de Carlos Gardel, vuelve desde “el más allá” para reclamarle a nuestro máximo cantor el plagio de canciones que eran de su autoría.

Más allá del tiempo transcurrido se encontrará con su hermana, Delia (Marta Bianchi) y también con un viejo conocido suyo del barrio, Juan (Pepe Novoa), quien, a la “vejez viruela”, se tornó en festejante incondicional de Delia. A todo esto, nos encontramos con Francisca (Anabella Degásperi), la chica paraguaya, encargada de los quehaceres domésticos de esa casa y personaje de simpática interrelación con los otros componentes de la pieza.

Pepe Novoa y Marta Bianchi

El título de la obra, precisamente, hace alusión a un frase del emblemático tango “Volver”, que Gardel compuso en sociedad con el autor brasileño Alfredo Lepera y que forma parte del repertorio que el Zorzal Criollo incluyó en el filme “El día que me quieras”(1934). Tal como consignamos, Aldo regresa desde algún lugar del universo ante la presencia azorada de Francisca, y ambos personajes, juegan, en este sentido, situaciones hilarantes que le ponen un sabor muy atractivo a esa atmósfera tan especial.

La directora Tatiana Santana recrea, a modo de homenaje, aquellas páginas que en una época dorada de nuestros escenarios brindaron perfiles de nuestro acervo como el inolvidable grotesco de don Armando Discépolo. Y desde la comicidad, los personajes van marcando su territorio en aras de determinadas preguntas que tienen que ver, en definitiva, con conflictos por resolver.

Marta Bianchi y Pepe Novoa

Aldo está decidido a poner luz y justicia sobre lo que él considera una copia de aquellas canciones que, precisamente después de su muerte, se volvieron consagratorias en todo el mundo por Carlitos. Juan y Marta, por su parte, más allá de sus puntuales ciclos biológicos, aspiran a concretar aspectos fundamentales de sus vidas y que tienen que ver con determinadas asignaturas pendientes. 

Muy interesante es esta propuesta porque más allá del humor y del entretenimiento, nos propone indagar en criaturas bien arquetípicas de nuestro Buenos Aires de antaño y además, reflexionar sobre la necesidad, en lo posible, aunque suene utópico, de permanecer entre nuestros semejantes sin cuentas pendientes, rencores ni facturas por cobrar.

Por otra parte, la participación del cantante Tabaré Leyton y el guitarrista Hernán Reinaudo le aporta un plus de clima musical, impecable para la historia. En cuanto a las interpretaciones, muy estimable todas, desde el terreno de los veteranos hasta el de los más jóvenes.

"Con el alma aferrada" - Pepe Novoa, Marta Bianchi, Fernando Sayago y Anabella Degásperi

Ver más productos

Huevos de chocolate caseros para una Pascua en crisis

Huevos de chocolate caseros para una Pascua en crisis

Macri lanza su libro de memorias y no se guarda nada

Macri lanza su libro de memorias y no se guarda nada

Le diagnosticaron leucemia a los 14 y vivió para contarlo

Le diagnosticaron leucemia a los 14 y vivió para contarlo

10 libros para regalar el Día de la mujer

10 libros para regalar el Día de la mujer

El detrás de escena de Alberto Fernández

El detrás de escena de Alberto Fernández

30 discursos que cambiaron el mundo

30 discursos que cambiaron el mundo

Jeff Bezos, CEO de Amazon

Jeff Bezos: cómo fue el camino al éxito del CEO de Amazon

La educación que necesitamos

La educación que necesitamos

Llegar a la tercera edad siendo jóvenes

Llegar a la tercera edad siendo jóvenes

Ver más productos