Jimena Barón es fan de las redes sociales. A través de ellas, expresa sus opiniones o cuenta situaciones que le toca vivir con mucho humor. 

En esta oportunidad, la actriz escribió un mensaje en su cuenta de Twitter pero fue eliminado por incumplir las reglas que prohíben promover el suicidio o las autolesiones. 

"Alguien que venga a suicidarme", había escrito la cantante.

Tras darse cuenta de la decisión que tomó la red social del pajarito, decidió contestarle de manera divertida: "Twitter tomate un humoril. Me pueden pegar tranqui que no puedo defenderme hoy (SIC)".