Desde que L-Gante se consagró como uno de los cantantes más exitosos del género urbano, su novia, Tamara Báez, también acumuló mucha popularidad en las redes y se ha ganado el cariño de los fanáticos del cumbiero. Unos días atrás, la mamá de Jamaica, la primera hija que tuvo la pareja en septiembre, alcanzó el millón de seguidores en Instagram y agradeció el apoyo de la gente tanto para ella como para su beba.

La joven de 21 años suele compartir en sus historias momentos de su rutina junto a su pequeña, selfies muy sensuales de ella o con amigas y los eventos en acompaña a Elian Valenzuela a compromisos laborales, como el show que brindó en el Luna Park hace poco. Si bien Báez se encargó desmentir los últimos rumores de separación que hubo entre ellos, la foto que compartió en la madrugada del martes reavivó aquellos dichos. 

Tamara Báez se desveló y lo compartió en Instagram.

 "Ok, no dormí nada", escribió la muchacha en una imagen en la que se la puede ver en la cama desvelada. El detalle que llamó la atención de todos, es la persona que la acompaña a su lado. Ante la curiosidad, varios usuarios le preguntaron si se trataba de su novio y algunos hasta dudaron de que sea él. Acostumbrada a responder las preguntas que le hacen sus seguidores, Tamara aclaró la confusión. 

La confusión de los fanáticos de L-Gante.

 "Parece que hay dos pibes", le señaló una persona, a lo que ella explicó con emojis de risas: "Era buena, es la mano y su hombro. Todos pensando lo mismo". Así, la joven disipó las dudas y por los tatuajes que se ven en las fotos, se comprobó que su acompañante efectivamente era el intérprete de la "Cumbia 420". 

Los tatuajes de L-Gante.