En octubre pasado, Natacha Jaitt fue procesada en la causa por extorsión que le inició Diego Latorre. La mediática está acusada por cobrar dinero a cambio de mantener en secreto conversaciones y videos privados. 

Sus abogados apelaron esa decisión del juez y hasta presentaron pruebas para ello. Pero no fueron suficientes para que la Cámara haga retroceder la decisión del juez, sino todo lo contrario: confirmó el anterior fallo. 

Como era de esperarse, tanto Natacha como su hermano Ulises expresaron toda su furia en Twitter:

 

 


 

Fernando Burlando, el abogado de Latorre, había hablado en "Por si las moscas" respecto al primer procesamiento: "A mí no me interesa que quede presa, no me interesa ni como imputada. Lo que quiero es que deje tranquilo a Latorre".