Después del video que subió Juana Repetto en su cuenta de Instagram en el que mostraba cómo se sacaba leche de sus pechos, la actriz se hartó de los comentarios negativos y les respondió a sus seguidoras. 

No solamente se enfrentó a las mujeres, sino también al mismo Instagram, red que le eliminó el video porque "infringe las normas comunitarias". Debido a esto, Repetto explotó: "¿Proteger y cuidar de qué? ¿De una teta cumpliendo la función para la cual fue creada? Dios mío, qué tristeza".

Pero señaló que la red social no tenía reparos con los pechos de otras mujeres, a quienes no las censuraba y subió un collage de imágenes de fotos hot: "Ojo, a la red no le parece que haya que proteger y cuidar a su comunidad de estas tetas".