La Navidad es un tiempo de encuentro, de familia, de alegría y, sobre todo, de comida. Pero, aunque todos comimos de más, a algunos ni se les nota. Magui Bravi es un perfecto ejemplo.

La diosa se filmó bailando y dejó ver su cuerpazo en bikini y, sin querer, ¡se le vio un pezón! "¡No todo es comer lo que quedo de ayer! Por aca alistándonos para grabar. Les deseo una feliz navidad!", escribió la bailarina.

 

El video tuvo más de 100 mil vistas y recibió miles de comentarios halagadores y algunos muy subidos de tono.