Joaquín Sabina fue sorpresivamente hospitalizado en Madrid por un problema circulatorio en una pierna. Por este motivo, el artista de 69 años debió suspender un concierto que tenía previsto en La Coruña.

Sabina fue ingresado en la Clínica Rúber Internacional con dolores en una pierna, "debido a un trombo (trombosis, un coágulo de sangre en un vaso sanguíneo)", aunque su estado no es grave, según detallaron fuentes del entorno del famoso cantante.

El parte médico señala que ha sufrido una "trombosis venosa aguda" y que se le realizarán nuevas pruebas médicas el lunes que viene.

Los médicos le han recomendado diez días de reposo, por lo que es posible que se vea obligado a suspender algún otro recital, como los dos que tiene previstos en La Laguna (Santa Cruz de Tenerife, 28 de abril) y Palma de Mallorca (30 de abril), para los que quedan menos de diez días.

Según han informado en un comunicado en Facebook la organización de su gira, Lo niego todo, el artista se ha visto obligado a "aplazar" el concierto de este sábado, para el que se habían vendido más de 6.000 entradas. 

El comunicado dice que "el artista se encuentra ingresado por un problema circulatorio en Madrid", sin dar más detalles. Las citadas fuentes próximas al compositor afirman que este padece problemas circulatorios crónicos.