Katy Perry viajó a Italia para presenciar la Conferencia Internacional sobre Medicina Regenerativa junto a su pareja, Orlando Bloom, la cual se llevó a cabo en el Vaticano. 

Además, la cantante conoció al Papa Francisco. En ese instante, la cantante tomó de sus manos y se mostró muy emocionada.

La artista estadounidense fue vestida de color negro con un mini sombrero, mientras que su novio lució muy elegante con un traje .