"Los médicos encontraron una vena tapada con 37 milímetros de espesor. Se puede escapar un glóbulo, ir a los pulmones, el corazón o la cabeza y puede producir cosas terribles", manifestó preocupado el marido de Adriana Aguirre, tras la internación de la ex vedette por trombosis en su pierna derecha.

Adriana Aguirre y Ricardo García

Ricardo García no está pasando un buen momento, dado que a su mujer la llevaron de urgencia al Sanatorio Porteño el lunes, pese a que trascendió en las últimas horas, y detalló con inquietud el cuadro de Aguirre: "Tiene un desastre en la gamba y viene desde hace mucho tiempo. La están anticoagulando con los remedios correspondientes. Pero después de lo que pasó con Débora Pérez Volpin (la periodista que murió cuando le realizaban una endoscopía), la revisan cada diez minutos. Imaginate. Y yo estoy cagado en las patas", informó y agregó: "No está bien de ánimo. Se siente mal, caída, frustrada".

Respecto al plazo de su recuperación, afirmó: "Puede ser un mes, dos o tres. Cada médico te dice algo distinto".

Adriana Aguirre y Ricardo García