El lunes a la noche Beto Casella ingresó a la clínica Los Arcos de Palermo y los rumores comenzaron a recorrer por todas las redes sociales. 

En principio se habló de un infarto y la colocación de un stent. Sin embargo, para terminar con las especulaciones, el conductor de Bendita rompió el silencio y explicó cómo se encuentra. 

"Estoy espectacular. Me dieron 48 horas de reposo. Me hicieron un service de stent, por los 50 mil kilómetros", expresó Beto, con humor, a Parte del Show.

El lunes a la noche, Beto tuvo que ser reemplazado en Bendita por Edith Hermida y también pegó el faltazo a Bien levantado, su ciclo en la Rock & Pop. Este martes, según contó, volverá a lal televisión.