@Gralaunica

Una vida pujante y plena para asumir desafíos de toda índole. En efecto, Florencia Peña nació el 7 de noviembre, pertenece a Escorpio y el arcano que le corresponde, en consecuencia, es “La Muerte”.

En este sentido, se puede acotar que los pertenecientes a este signo son personas estudiosas y poseen poder de observación. A su vez, se muestran analistas e independientes, manifestando llevar adelante una vida cargada de responsabilidades en todas las áreas. Siguiendo en esta línea, tienden a ser curiosos y progresistas y disfrutan con cualquier oportunidad que se les presenta en el camino.

(Hernán Nersesian - Diario Crónica)

Su vocación les permite siempre descubrir algo nuevo, circunstancia que los pone a prueba para dirimir sus mejores habilidades. La personalidad de la actriz la incita, de manera permanente, a tratar de evitar todo tipo de mecanismo rutinario. Necesitan realizar varias tareas a la vez y exponen un gran sentido de la comunicación en cada tarea que llevan a cabo.

Esa fuerte corriente de energía incita a la población de este signo a experimentar cosas distintas y a una fuerte necesidad de explorar. Son precavidos en todo aspecto y se preparan para asumir, también, fracasos. Como se apuntó antes, la tenacidad y fuerza de voluntad marcan el derrotero de su camino, aunque, paradoja mediante, presentan algunos perfiles de debilidad y suelen ser afectados, por circunstancias que les son cercanas y familiares.

(Hernán Nersesian - Diario Crónica)

Escorpio es un signo que utiliza su energía en forma creativa y despliegan un verdadero culto a la amistad. Ellos están más allá de lo que puede observarse a simple vista y, por otra parte, como el Ave Fénix, suelen resurgir entre las cenizas. Como señalamos a comienzo de la nota, les pertenece la “carta de la muerte” y así recorren con particular garra, los sentimientos e intuiciones. En dicha carta, “la muerte” es la conmemoración de la vida y significa, puntualmente, el paradigma del renacimiento.

Florencia Peña está viviendo un año con la absoluta certeza de vivir importantes sucesos. La armonía rodea a los integrantes de este signo en su mundo cotidiano y profesional. Los emprendimientos son asumidos con pujanza, coraje y convicciones para ofrecer lo mejor de sí. Una Florencia Peña súper auténtica.