Lejos de Argentina, Yanina y Diego Latorre cierran el año más difícil de su vida marital luego que se hiciese pública la infidelidad del ex futbolista con  Natacha Jaitt. Viajaron a Miami junto a sus dos hijos, la hermana y la madre de Yanina. 

Feliz navidad! ������❤️

Una publicación compartida de Yani Latorre (@yanilatorre) el

En una entrevista con la revista Gente, la panelista abrió su corazón y contó cómo fueron los momentos posteriores del estallido del #PuntitaGate: "Luego de lo que pasó pude volver a confiar, porque él es mi compañero, mi amigo y un gran padre. A mi edad nada me asusta. Nunca creí en la fidelidad: es una utopía. Siempre dije que un polvo se perdona". 

❤️

Una publicación compartida de Yani Latorre (@yanilatorre) el

La rubia confesó lo que más le molestó del escándalo: "Me dolió la berretada de la situación, la maldad y el ensañamiento hacia una familia" y afirmó que la peor parte le tocó a Latorre: "Es un precio demasiado caro el que pagó por un polvo berreta. No entiendo cómo existe gente que publica y dice cosas tan graves de la vida privada de una persona, sabiendo que tiene hijos. Porque en definitiva él no cometió ningún delito: sólo se calentó con una prostituta". 

Los chats entre Natacha Jaitt y Diego Latorre

Además, dejó en claro que el escándalo con Natacha Jaitt no afectó para nada su vida sexual: "Nunca dejamos de tener sexo; nada cambió entre nosotros. En estos veintitrés años juntos aprendimos a conocemos… y demasiado. Lo bueno es que sabemos disfrutar cuando estamos a solas", sostuvo y agregó: "Es un trabajo estar en pareja y un cuerno no rompe una familia. Nosotros lo somos de verdad. Nos pasan cosas como a todos". 

El es mi compañero, mi amigo y un gran padre

Pero la parte más difícil fue comunicarles lo que sucedía a sus hijos, Lola y Dieguito: "A los chicos les contamos la verdad. Fue la parte más dura, sobre todo para Diego. Porque, insisto, yo no hice nada. Fui víctima de un ensañamiento absoluto. Lo que más me cuesta perdonar es el dolor que les causaron a mis hijos, porque ellos sufrieron mucho". 

Me gusta mirar el mar...

Una publicación compartida de Yani Latorre (@yanilatorre) el