@LuisVenturaSoy

Qué lejos de la verdad y de lo que nos brinda la realidad han quedado los programas y los espacios de espectáculos. Lo podemos certificar y comprobar todos los días y a cada instante en los lugares donde te publicitan y promocionan como ciclos de espectáculos espacios que en realidad son kioskos o rincones de conflictos personales, escándalos terrenales y disputas por herencias, infidelidades amorosas o juicios multimillonarios que nada tienen que ver con artistas, modelos o profesionales de la escena.

La gente y los televidentes, a raíz de estos cambios, empezamos a elegir los contenidos para ver, orientados a las figuras del espectáculo. Pero parece que no pueden evitar estar relacionadas a temas de otro palo, o a otros personajes cercanos a sus rubros y así terminan todos mezclados: deportistas, políticos, empresarios y todo tipo de individuos relacionados al teatro, la radio o la televisión levemente, por cercanías o "contagios".

Así nacieron los lugares de chimentos donde poco importaban los elencos, las obras, las ficciones y sus personajes salvo por sus costados impactantes que empezaron a forjar la denominada farándula, una suerte de nuevo subgénero.

De aquellos programas y publicaciones de espectáculos que en sus épocas promovían periodistas como Jorge Jacobson, Juan Alberto Mateyko, Héctor Ricardo García, Roberto Quirno, Leo Vanés, Lucho Avilés y Juan Alberto Badía, entre otros, pasamos a ciclos en los que solo importaban los conflictos y los escándalos. Así nomás.

Entonces seguimos llamando programas de espectáculos a temas que muchas veces no tenía ni una pizca de actores, obras ni ficciones y nos quedamos con los que luego mutaron en realities show como "Gran Hermano", "MasterChef" o "Bailando por un sueño" que se convirtieron en contenidos mezclas de peleas libretadas, con concursos con más de "conveniencias" que competencias en la búsqueda del mejor rating.

Por eso, hoy en los programas y espacios de espectáculos vemos de qué manera el clan Maradona se despedaza, sobrepasando el significado del final del inolvidable Diego, o con el detalle de la vida empresarial y personal de Mauricio Macri, o cómo fueron los últimos días existenciales del ex presidente Carlos Saúl Menem entre otros nombres o historias que tienen poco o nada de espectáculos.

Por eso me planteo si hoy el espectáculo de teatros vacíos o cerrados, ficciones sin actividad y un gremio artístico casi sin movimiento no impiden que los programas de espectáculos sean realmente genuinos y deban abrevarse de otros temas para sostener un género que cada vez brilla más por su ausencia que por lo que realmente aporta de escena. Te lo digo yo.

Por L.V.

Ver más productos

Cómo ser padres en el Siglo XXI

Cómo ser padres en el Siglo XXI

Historias de mujeres que cambiaron el mundo contadas para niñas rebeldes

Historias de mujeres que cambiaron el mundo contadas para niñas rebeldes

¿Qué regalar el día del padre?

¿Qué regalar el día del padre?

Sexo ATR y gratis a tu casa en fase 1

Sexo ATR y gratis a tu casa en fase 1

Para aprender con los chicos sobre la Revolución de Mayo

Para aprender con los chicos sobre la Revolución de Mayo

Para los fans de Star Wars en su día

Para los fans de Star Wars en su día

Conocé a fondo a los presidentes argentinos

Conocé a fondo a los presidentes argentinos

Cómo ahorrar y ganar plata en medio de la crisis

Cómo ahorrar y ganar plata en medio de la crisis

Tuvo leucemia a los 14, sobrevivió y escribió un libro

Tuvo leucemia a los 14, sobrevivió y escribió un libro

Celebración virtual del Día Mundial del Libro

Celebración virtual del Día Mundial del Libro

Ver más productos