En momentos donde los escraches en las redes son moneda corriente, también es común que los escrachados sean famosos. Este fue el caso de Julián Serrano, quien en las últimas horas de ayer fue el protagonista de una denuncia de la cantante Dakillah.

"Me pidió mi Instagram, no se lo quise dar... Después me lo cruzo en la pista y me tiró dos tragos encima. Uno golpeando la mano de su novia y otro me lo tiró él. Empiezo a discutir con él y me quiere pegar. A él lo sacaron. Yo me acerco a su novia ( Malena Narvay) y le dije 'flaca, mirá , me acabás de tirar dos tragos encima'. En eso, la chica borracha se cae, la levanto y Julián habrá creído que le quise pegar. Vino, me empezó a empujar y me quiso pegar en pleno escenario, adelante de todos", contó la artista en un video de Twitter

Dakillah. 

Por el mismo medio, el influencer desmintió la denuncia: "Voy a contar lo que pasó esa noche. Llegué, la reconocí a ella, la conocía, y le dije 'ey, me encantan tus temas'. Te juro por Dios que fui con la mejor de las ondas. La felicité. Después eso se pudo haber interpretado como un chamuyo. La frase que ella dice en el video, nunca la dije. Es mentira. En ese momento, pegamos buena onda. Después llega Male y esta chica va y le dice '¿Qué te pasa, gato?'. Ella habla todo así. La empieza a amenazar a Male. Yo lo veo en tercera persona, me acerco y no quería generar más quilombo porque estaba bailando con mis amigos, pasándola bien. Estábamos en un escenario, frente a 3000 personas. Pero me acerco, le doy la espalda y le digo 'ya está, no molestes'. Ella reacciona mal, no le gusta que le diga que no moleste y me empieza a insultar de arriba a abajo".

"Yo le digo 'ya está', porque le quería pegar a Male. Me sigue insultando. Y te juro por Dios que no hice nada, me la quedé mirando fijo, como diciendo 'no quiero generar conflicto con todo esto’. Pero la piba me sigue bardeando. No hago nada, no le digo ni una palabra y ella se va. Ahora resulta que me estoy comiendo este escrache porque ella flashea que yo en un momento le quise pegar y que me sacó seguridad. Gente, ¡había 3000 personas y era en un escenario! ¡Eso no sucedió! De haber pasado, alguien hubiera salido a decir algo. Es una locura, no sé a qué quiere llegar. Yo no voy a intercambiar más palabras con ella. Ella me está denunciando de violencia de género y yo lo único que voy a hacer es hablarlo al frente de un abogado. Esto lo va a resolver la Justicia. No estoy para estas pelotudeces. Nunca en mi vida le levanté la mano a una mujer, ni a un hombre. Nunca me cagué a piñas con nadie. Esto es lo que quería aclarar. Perdón por este momento de mierda". 

¡Mirá el video!

Ver más productos

San Nicolás Bari, en el recuerdo de la iglesia católica.

La iglesia recuerda hoy a San Nicolás de Bari

El llamativo faltazo de un hombre clave de Macri en su despedida

El llamativo faltazo de un hombre clave de Macri en su despedida

La devoción del Papa por la Virgen.

La devoción del Papa por la Virgen

Ver más productos