Inés Estévez logró una gran trayectoria en el mundo artístico, sin embargo la actriz contó que para poder dedicarse de lleno a la actuación tuvo que irse de la casa de sus papás.

Sin tener a donde ir, la blonda tuvo que vivir un tiempo en la calle. Sobre su experiencia contó: "No sé cómo sobreviví, me da pena y no quiero que le pase eso a nadie. Había mucho de soledad y de cierto abandono solapado de mis padres, yo estaba buscando independencia porque había una situación familiar que, si pedía ayuda, debía acatar ciertas normas. Yo tenía para comer y moverme, no tenía para alquilarme un espacio".

Luego expresó en "Agarrate Catalina", por La Once Diez: "Lo maniobré como pude hasta que el director de la obra donde trabajaba, Roberto Palandri, tuvo un gesto hermoso y me mintió: me dijo que necesitaba que alguien le cuide la casa por sus plantas y su gata. Me estaba salvando de una situación dura, ambos nos hicimos los tontos y viví en su casa por un año".

"No sé cómo sobreviví a la calle, me da pena y no quiero que le pase eso a nadie. Había mucho de soledad y de cierto abandono solapado de mis padres".

Por otro lado, se refirió a la denuncia de Thelma Fardín contra Juan Darthés por violación: "Es un punto de inflexión muy grande lo que estamos viviendo, el grado de conciencia que estamos tomando las mujeres es muy importante y no está pasando solo en nuestro país, sino en el mundo".

"El grado de conciencia que estamos tomando las mujeres es muy importante".

"Me interesa destacar la unión, la lealtad y la claridad que estamos teniendo las mujeres frente a mundo desigual e injusto. Estamos todos descubriéndolo, hombres y mujeres, hay quienes lo entendimos con rapidez y quienes no. Pero hay situaciones que es necesario que se esclarezcan", concluyó. 

Ver más productos

Santa Inés, en el recuerdo de la iglesia católica.

La iglesia recuerda hoy a Santa Inés

El presidente Alberto Fernández trabaja en distintas cuestiones.

La lista de candidatos a la embajada del Vaticano que prepara Alberto

Alberto y Francisco, un encuentro que no sorprende

Alberto y Francisco, un encuentro que no sorprende

Ver más productos