David Adrián Martínez, más conocido como " El Dipy", está pasando un excelente presente laboral gracias a su gran exposición en el Bailando donde continuamente recibe muestras de cariño y el apoyo de sus fans.

Invitado al programa "Vino para vos", que de emite por KZO, el cantante tropical hizo una suerte de "mea culpa" en la que confesó algunos detalles muy oscuros de su pasado: "En un momento de mi vida tuve una enfermedad que era mentir mucho. Es difícil decir esto en televisión. A veces le mentís a gente que ni siquiera sabés por qué le estás mintiendo".

"Le mentía a mis viejo, a mi hijo, a Mariana Diarco le mentía mucho mucho, ya era exagerado", detalló con lágrimas en los ojos.

"Nosotros hace seis años que estamos juntos y hace dos años que estamos bien… En los dos primeros años, en vez de hacer las cosas bien, arranque mintiendo. No de estar con otra persona, ni tener una doble vida. Y cuando realmente me quise poner las pilas, no me creía nada, nada", continuó.

Mariana que también estaba invitada al programa se mostro evidentemente conmovida al escuchar las declaraciones de su pareja y acotó: "Terminamos muchas veces la relación, tres o cuatro veces". Más allá de esto, pudieron dejar de lado sus diferencias y formar una familia. Nosotros crecimos juntos, maduramos juntos".

Por su parte, él reconoció muy afligido: "Me di cuenta que era una enfermedad cuando la vi llorar más de la cuenta". Luego, agregó: "Me llegaba a creer las mentiras que estaba diciendo". "Mi vida es una mentira. Soy un pibe que todo lo que me propongo lo tengo. Todo lo que te puedas imaginar. De la nada, me senté frente a mi celular y en un año entré a ShowMatch. A ese nivel… Yo no tenía un peso partido al medio y quería correr en un auto de carrera, al mes conseguí la plata y empecé a hacerlo. Como era todo tan fácil, daba lo mismo mentirle a alguien, me chupaba un huevo".

"A ella le hice muy mal, aunque hoy estamos súper bien, pero uno tiene sus secuelas. Otro fue mi amigo Sebastián, le mentí mucho, y ya no está. Lo hice sentir mal y lo traté mal. Fue mi mejor amigo y nunca más voy a conseguir un amigo igual", manifestó entre lágrimas. "Yo digo que me curé, pero no me creen… Es horrible ser mentiroso. Soy un mentiroso le está enseñando a mi hijo que no tiene que hacerlo y es súper difícil", finalizó.