Un hecho policial roza a la familia de Pampita y Roberto García Moritán. El año pasado Patricio, uno de los dos hermanos del padre de Ana, protagonizó un incidente de tránsito en el que murió Lucas Maximiliano Ganín, de 36 años.

Fue en el cruce de la Avenida del Libertador y Remedios de Escalada, Florida, cuando el auto que manejaba Patricio García Moritán pasó a toda velocidad y lo atropelló. El hecho no cobró entonces mayor relevancia mediática; en plena pandemia, los familiares de la víctima tuvieron demasiado ya con todo lo que implicaba una situación de ese tipo.

El traslado del cuerpo fue muy engorroso -ellos viven en Chascomús- y la Justicia no hizo lo suficiente para esclarecer el hecho, según denuncian los padres de Lucas. "Hace un año y medio, mi hijo estaba en Buenos Aires, y el señor Moritán venía por Libertador con exceso de velocidad de 30 kilómetros. Lo agarró a 96 km/h mientras mi hijo cruzaba la avenida y lo mató", dijo José María Ganín a PrimiciasYa.

Luego contó el insólito pedido que le hicieron los abogados del cuñado de Pampita, que a su vez también es abogado: "Nos pidió que no sea público, porque le íbamos a perjudicar en el trabajo. Nos dijo que tenía un buen seguro, que lo íbamos a arreglar bien".

Roberto García Moritán junto a Patricio, su hermano complicado en la Justicia.

Pero ahora, al enterarse de que la causa no progresa, decidieron hacerlo público: "En la comisaría Moritán dio una dirección, cuando le mandaron el acta ese domicilio no existía y nunca se presentó a la primera audiencia ni a la segunda y en unos días tenemos la tercera", agregó el hombre.

Y recordó angustiado: "Moritán tuvo mala predisposición: nos ofreció 300.000 pesos, pero con eso no pagamos ni el viaje para traerlo a Chascomús. Fue en plena pandemia, el juez ni nos dio el cuerpo, estuvimos mucho tiempo hasta que lo pudimos llevar al cementerio, donde nos prestaron un nicho".

Los García Moritán en una fiesta de casamiento de la familia.