Las cosas ya no venían bien desde hace un buen tiempo, pero en las últimas semanas se produjeron hechos que llevaron a que la situación se hiciera pública: la inminente separación de Ximena Capristo y Gustavo Conti. Luego de trece años de casados, la pareja que se conoció en "Gran Hermano" debió ponerle un punto final a su relación, en medio de fuertes acusaciones de infidelidad.

Esta semana, la actriz estuvo en "Los Ángeles de la Mañana" y allí reveló que Conti ya no duerme en la casa donde reside junto a su hijo Félix, fruto de su relación. “Él viene todas las mañanas, cuando el nene se levanta, o capaz que viene después porque está trabajando, y cuando se duerme Félix él se vuelve a ir", declaró Capristo.

En relación a cómo descubrió los comprometedores chats de Conti con otra mujer, aseguró que los encontró en una tablet que compartían. “De repente, saltó un mensaje de 'hola' y yo me pregunté quién era... Y después alguna que otra cosa más", agregó.

Ximena Capristo y Gustavo Conti junto a su hijo Félix.

Para ser más concretos, Andrea Taboada fue al hueso y le consultó si había sido engañada por Conti: "Yo, la verdad, es que eso no lo voy a saber nunca. Y si eso hubiese sucedido y hubiese estado planteado de antemano cómo habíamos hablado, estaría todo más que bien", contestó sincera. Recordemos que tiempo atrás había revelado que no tenía problema en llevar una relación abierta con el padre de su hijo, pero que él no aceptó la idea.

De todos modos, este viernes se sumó más picante a la situación. Ante la consulta de Rodrigo Lussich sobre cómo sigue el vínculo con Conti, respondió categorica: “No tengo ganas de hablar por ahora. No tengo nada que decir”, fue la respuesta que mostró el panelista al aire de "Intrusos".

“Si te puedo decir que soy la mujer más cornuda del condado. Y no me copa eso. Por eso, por el momento no voy a decir nada”, remató en los mensajes que le escribió al periodista. ¡Sin filtro!