La vuelta fallida de "Casados Con Hijos" trajo una gran polémica. Desde el principio, se buscó mantener al mismo elenco del programa de televisión y todos habían dado el visto bueno. Sin embargo, al comenzar a trabajar en los guiones, Érica Rivas encontró algunas cuestiones que no se adaptaban a los tiempos que corren. A raíz de su disconformidad, expresada en un mail privado, fue desplazada de su papel de María Elena Fuseneco.

Claro que esto se dio en el marco de un escándalo, ya que la producción publicó el mensaje de la actriz. Además, acusó a Guillermo Francella, protagonista y director de la obra, de llamarla "Feminazi". Sobre estos temas, dio nuevos detalles en la entrevista que brindó a Julio Leiva en el ciclo "Caja Negra" de Filo News.

"Re quería hacerlo. Casi soy la única que estuve siempre feliz con mi personaje y orgullosa también", comentó Rivas en el reportaje sobre los primeros días de la exitosa serie de Telefe. Además, reveló un particular detalle del proyecto: "Yo quería hacer una película por año, “Los Argento se van de vacaciones” o algo así pero me dijeron que no".

Tal como se esperaba, se detuvo a explicar su triste salida del regreso teatral de " Casados con Hijos". "Ellos no quieren que yo esté, ellos me echaron. Yo quiero estar. Para mí es muy importante ocupar ese espacio de representación como mujer y como feminista", aclaró.

Érica Rivas en la piel de María Elena Fuseneco.

Además, Érica Rivas se explayó ante la posibilidad de que haya quedado una puerta abierta en el futuro. "Hubo mucho daño, todavía me sigue doliendo lo que hicieron ellos. Mandar un mail privado a uno de esos programas horribles es feo", recordó sobre la publicación de sus quejas en distintos medios. Y agregó: "Yo le mandé ese mail a todos hombres. Fue feo. No me lo esperaba. me dio mucho dolor. Me echaron porque era un dolor de huev... porque soy un grano en el ort...".

Por último, no fue determinante sobre la chance de sumarse al proyecto. "Quizás en algún momento lo haga, pero ahora me duele mucho. Lo que sí podemos decir es que yo traté un montón. Me encantaría decir que no me importa pero me duele mucho".