Debido a la ausencia de Hernán Piquín y Macarena Rinaldi para la sentencia de la "Salsa de a tres", Marcelo Tinelli tomó una drástica decisión: los mandó directo al voto telefónico. La pareja estaba de gira por España y recién llegada a la Argentina, Rinaldi se refirió a su situación en el "Súper Bailando": "Estoy sorprendida por el lío que se armó, no pensé que se iba a armar este despelote. Nuestra intensión era tener la cumbia lista porque siempre nos piden tener el ritmo preparado para el arranque de la ronda. Eso hicimos".

"Hernán tenía una gira, el viaje a España y otra gira. Eso daba un total de 18 días en los que no nos íbamos a ver. La única opción para hacer la cumbia era que lo acompañara, y fue lo que hicimos avalados por la producción. Así que la decisión Marcelo del lunes de mandarnos directo al teléfono fue una sorpresa para todo el mundo, como todos vieron. Obvio que sabían que no íbamos a estar el día de la sentencia para recibir el voto secreto. Como nos sobraba puntaje, nos quedamos tranquilos", agregó en diálogo con "Los ángeles de la mañana". 

La "Salsa de a tres" de Piquín, Rinaldi y Martín Bossi como invitado. 

Ante las versiones que indicaban que Rinaldi se había ido de vacaciones, ella lo negó rotundamente: "Se dijeron muchas cosas, pero es muy simple lo que pasó. Nos fuimos con permiso, nadie se imaginaba que iba a suceder esto, no hubo intensión de que pase esto. Después, si Marcelo decide lo que decidió, yo lo acepto. Me parece bien que quiera poner una sanción, pero me hubiera gustado que ya que nos iban a sancionar nos dieran la posibilidad de bailar en el duelo, aunque sea".

"¿Si renunciamos? Seguimos armando cosas y pensando en los ritmos que siguen. Fue un poco chocante porque teníamos el permiso de la producción, y no nos imaginamos que iba a pasar esto", finalizó. 

¡Mirá el video!