Luego de varias idas y vueltas, Charlotte Caniggia y Lhoan apostaron a su amor una vez más. A pesar que los padres de la joven no aceptan su relación, los "tortolitos" hacen oídos sordos y van por más: dar el "Sí, quiero"

"Siempre me decía que quería el anillo. Y apenas pude comprarlo, se lo propuse. Yo quiero todo con ella: un hijo, la familia… trabajo para terminar nuestra casa, ya tengo el terreno en Canning, donde ahora convivimos en un departamento aunque ella prefiera vivir en Capital”, contó el cantante de reguetón en revista "Caras".

Además, Charlotte habló sobre las versiones sobre una "dulce espera": "No. El rumor del embarazo surgió porque tuve un problema, falló mi protección, se lo conté a Lhoan y me acompañó al ginecólogo. Una mujer nos hizo una foto y se la mandó a los medios. Pero eso no significa que esté embarazada. Hace unos días me hice un test y dio negativo".

Por otro lado, la joven manifestó sobre sus padres y posible aprobación a su noviazgo: "Nunca juzgaré a mi familia porque yo hago lo que quiero. Ya lo conocerán".

Mientras que Lhoan, expresó: "Sí, me gustaría que seamos una gran familia. Con Alexander al principio me llevaba bien hasta que le llenaron la cabeza. A Mariana nunca la vi, le diría que es hermosa y a Paul, que amo a su hija y siempre la cuidaré. Antes, no podía dormir abrazado con ninguna chica y, con Charlotte, me encanta hacerlo. Me enamoraron sus besos y abrazos. Su ternura. Tuve una infancia dura: fui ayudante de albañil, trabajé en una verdulería, fui futbolista, tuve una marca de ropa de chicos pero me fundí. Nos hacemos bien, Charlotte me da la contención que no tuve. Y yo la equilibré: ella tenía una vida muy desordenada, salía mucho, y ahora está más tranquila. Ojalá algún día lo entiendan y acepten nuestra felicidad".

El año pasado, Mariana Nannis consiguió que la Justicia ordenara una restricción perimetral para que el cantante no se acercara a su hija. Pero a los días, la medida judicial quedó sin efecto. 

Además, en el último programa de "Podemos Hablar" contó que teme por su hija y que la vio varias veces con moretones en su cuerpo.