Luego de pasar por un escándalo entre su ex Juanita Viale y su nueva acompañante, Luisina Cardozo, Chano se olvidó de los problemas con una buena salida con sus amigos. 

El sábado 8 de septiembre, el cantante pasó la noche en el boliche "Tequila" de Costanera. Allí también estaba Karina Jelinek con sus amigas, y en un momento ambos cruzaron miradas. 

Palabras van, palabras vienen, terminaron a los besos ante todos los presentes. Según el portal telebajocero, los testigos de este encuentro apasionado contaron que no les importó que los vieran todos. 

¿Comenzará un nuevo amor?