Eugenia Suárez espera la llegada de su segundo hijo, el primero con Benjamín Vicuña con quien se casará próximamente. En este contexto, la actriz que transita el quinto mes de embarazo dialogó con el ciclo radial "La Tapa"  y contó algunas intimidades. "Es incómodo en general el embarazo. Es el mejor momento de la mujer porque lo que viene después es hermoso. Una corta todo, pero los amigos no. Cuesta dormir, pero es lo más lindo del mundo", detalló.

Luego habló sobre los llamados partos "cuidados" o "naturales""Banco todas las posturas, siempre hablamos con Paula Cháves con quien somos como el otro extremo; y me contaba algunas campañas, pero yo prefiero tenerlo en la clínica con la mayor cantidad de médicos posibles, en ningún momento me angustié ni me sentí menos madre", aseguró.

"En ningún momento me sentí menos madre porque tuve un parto por cesárea. A la hora del nacimiento de un hijo es lo mejor tener un buen médico. Confío tanto en mi obstetra porque sé que hay cosas que ni tengo que preguntar, por el amor con que me trató a mí, a mi hija", agregó. En cuanto al sexo del bebé, sostuvo que le da "exactamente igual". "Después tengo que confirmar el nombre… es un bebé, a mí nada me presiona, siempre hablo lo que quiero", se sinceró.

Si hay algo que caracterizó a su relación con el actor chileno, es la intensidad. Al respecto, la "China" admitió que ambos quieren casarse por primera vez. "Fue súper lindo el pedido de casamiento, pero no lo quiero contar porque nos prometimos que un día se lo queremos contar a nuestros nietos. Respecto a la fiesta, no me gusta delegar, pero lo que importa es que estén nuestros seres queridos", concluyó.