@Sofialioto

Tan camaleónico como divertido, Guido Süller asombra en cada entrevista con nuevas historias y confesiones. Esta vez, viene de pasar momentos complicados: estuvo internado en el hospital por una enfermedad autoinmune y sufrió la muerte de su padre.

Ahora, reflexivo, dialogó con DiarioShow.com y se describió a sí mismo como el “ave Fénix”, que resurge de las cenizas, y dio a conocer su lado más sensible.

-¿Cómo arrancaste el año?

-Internado en el Hospital Austral, debido a un estresazo muy grande. Viví un 2018 muy intenso con la muerte de mi padre el 6 de mayo, y a partir de eso se desmoronó mi familia. Me tuve que hacer cargo de mi mamá, la llevé a vivir conmigo, tiene 90 años y está un poco perdida en su memoria y en su salud mental.

-Y cuando estuviste internado ¿qué pasó con ella?

-Por su condición no se puede quedar sola, entonces me ayudaron mi hermana menor y mi sobrina Marilyn. Ahora le alquilamos un departamento, lo que pasaba es que, como yo vivo en un barrio cerrado que es muy solitario y ella tiene la necesidad de charlar con gente -es una mujer de barrio, de Villa Urquiza-, le alquilamos un lindo departamento ahí. Ella está acostumbrada a eso, acá en el country no tenía con quién hablar.

-¿Cómo describirías a tu mamá?

-Es la mujer de mi vida, junto a mi hermana Silvia. Son las mujeres más importantes e influyentes de mi vida. Yo no tengo hijos y mis padres son una imagen muy fuerte para mí. El perder a mi papá y ahora en cierta forma a mi mamá -porque hasta le cuesta recordar mi nombre- es un golpe muy fuerte. Estoy aprendiendo a encarar la vida de otra forma, soy como el ave Fénix resurgiendo de las cenizas. Año tras año me pasa lo mismo, a mí la vida me ha golpeado.

- Debés de ser muy fuerte, entonces.

-Capaz más fuerte de lo que yo creo, porque, como soy bastante sensible, a veces digo “no puedo más”, y de alguna manera salgo adelante. Y acá estoy, con vida. Estuve dos veces al borde de la muerte. Lo que tuve fue un angioedema, que es una enfermedad autoinmune provocada por la tanta mala sangre que uno se hace, los muchos problemas, y por tanto ser segundo en mi vida. Yo me caracterizo por ser segundo en mi vida, le doy prioridad a otra persona, y estoy equivocado. La vida es de uno, y uno tiene que ser primero, porque termina rápido. Pasa volando. Hay que sacarse la mochila de la familia, porque muchas veces se transforma en una carga, y uno no tiene por qué llevarla. Uno no elige la familia, te la imponen, vos no elegís ni a tu mamá ni a tu papá ni a tus hermanos, y si te sale un hermano torcido, un desastre, ¿por qué yo tengo que estar cargando toda mi vida con esa cruz? Te lo digo ahora que tengo 57, a los 20 no me daba cuenta.

"Hay que sacarse la mochila de la familia, porque muchas veces se transforma en una carga, y uno no tiene por qué llevarla".

- ¿Por qué elegiste estar tan expuesto mediáticamente?

- Creo que en el fondo lo que buscaba era afecto. Yo creo que contando mi vida, haciendo reír, emocionando (porque cuando yo me emociono sé que hay gente que se emociona también), abriendo mi corazón, he recibido como respuesta el cariño de la gente, que es mucho, y por el que estoy muy agradecido, porque creo que son un poco los que me salvaron la vida. Aunque por ahí no los conozco, pero me llega el amor. Es una cosa extraña, pero es real, porque una vez me dije a mí mismo que nadie me quería, que en mi vida no había recibido amor, pero un amigo me dijo: “Vos tenés el amor de la gente, que te quiere, vos caminás por la calle y la gente te saluda, te abraza, te pide fotos, te dice cosas tan lindas, el amor se puede expresar de distintas maneras, quizás a vos te tocó recibir amor del público”. Y ahí estoy, recibiendo ese amor y agradecido por eso.

El mediático se confiesa (Jonatan Moreno/Diario Crónica).

-¿Cómo es tu vida de casado?

-Somos una pareja despareja. Todo empezó como una relación de padre e hijo. Me hice un ADN, porque realmente creía que era mi hijo. El resultado dio negativo, pero la relación sigue siendo paternal. En verdad me casé para tener un compañero de vida. Alguien con quien envejecer. Para no estar tan solo.

"En verdad me casé para tener un compañero de vida. Alguien con quien envejecer. Para no estar tan solo".

-¿Tenés intimidad con él?

-No tengo relaciones sexuales con él, somos compañeros de vida, somos leales, nos respetamos, nos queremos, nos amamos. Es un amor que trasciende el sexo. Es un compañero, porque, si no, me iba a quedar solo, porque, al ser conocido, la gente se acerca por interés y yo siento que él estuvo, y siento el amor de él. El sexo pasa por otro lado, se puede conseguir en otro lado. A mí me parece que la lealtad y el amor verdadero pasan por el corazón, no pasan por los genitales. El sexo me parece algo más mundano.

-¿Cómo está está todo con tu hermana?

-Ella me ha atacado siempre a lo largo de los años. Igual yo la quiero, es mi hermana. Yo no puedo estar justificando cada pavada que se manda. La gente ya se da cuenta sola, no hace falta que lo aclare.

- ¿Tenes algún recuerdo familiar lindo?

-Los Süller, cuando estábamos todos juntos, éramos increíbles. Las reuniones eran inolvidables. Mi mamá es muy graciosa, Silvia y yo también. Tengo los mejores recuerdos de mi niñez, fui muy feliz.

-¿Cómo fue tu época como comisario de a bordo?

-Arriba del avión me pasó de todo. No es nada fácil la profesión.

-¿Extrañás a tu perra fallecida?

-Muchísimo, tanto que no pude volver a tener otro perro. A veces veo tele con ella, o sea con sus cenizas, y siento que estoy con ella.

Ping-Pong

-¿Tu persona preferida?

-Tomasito. Por eso lo elegí como compañero de vida.

-¿Vivirías un poliamor?

-Sexo hay muchos, amor uno solo.

-¿Un lugar en el mundo?

-Mi casa.

-¿Tenés alguna obsesión?

-No.

-¿A qué le tenés miedo?

-A la muerte.

-Si tuvieras que describirte en una palabra, ¿cuál sería?

-Adrenalina.

-Una frase de vida...

-Abrázame... mientras todavía estoy tibio.

-¿Quién te hace llorar de la risa?

-Mi amiga Pato.

-¿Qué te saca de tus casillas?

-Que me mientan. Siempre los descubro.

-¿Tu mejor virtud y tu peor defecto?

-Soy honesto y rencoroso.

-¿Qué cosa no puede faltar en tu heladera?

-Leche. Tomo la chechona todos los días.

-¿Película preferida?

-“La laguna azul”

- Si tuvieses que aconsejarle algo a tu yo del pasado, ¿qué le dirías?

-Que ame a quien se merece ser amado; y no a cualquiera.

-Algo que no harías nunca...

- Te iba a decir matar. Pero, bueno, me vinieron dudas...

-Significado del amor y la violencia

-El amor es la fuerza mas grande que existe en este mundo. La violencia la detesto. Soy cero violento.

Ver más productos

Lo que querés saber sobreNéstor Kirchner

Lo que querés saber sobreNéstor Kirchner

ATR: el boom del placer

ATR: el boom del placer

Atención emprendedores: cómo vender más a pesar de la crisis

Atención emprendedores: cómo vender más a pesar de la crisis

Para aprender con los chicos

Para aprender con los chicos

¡Más crianza menos terapia!

¡Más crianza menos terapia!

Descubrí tu destino con Mia Astral

Descubrí tu destino con Mia Astral

Un Atlas para fanáticos del fútbol

Un Atlas para fanáticos del fútbol

¡Actualizate con estas tendencias!

¡Actualizate con estas tendencias!

Todo sobre el Flaco Spinetta

Todo sobre el Flaco Spinetta

Una pasión de padres a hijos

Una pasión de padres a hijos

Ver más productos