Mónica Antonópulos divide su vida entre lo profesional y lo personal, y en ciertos momentos, por la ardua rutina que practica, el mundo de la maternidad y el de la actuación se cruzan, ya que es madre de Camilo, de 7 años, y el año pasado tuvo a Valentino junto Marco Antonio Caponi, su actual pareja. En este momento se la puede ver en “Atrapa un ladrón”, una producción de Viacom International Studios y Cablevisión para Telefé y Cablevisión Flow, adaptación del famoso filme de Alfred Hitchcock de 1955.

-¿Como es filmar con un hijo pequeño y dos padres trabajando todo el día?

-Marco no estuvo trabajando en enero, arrancaba a filmar en febrero, que yo ya estaba acá en Buenos Aires, así que pudimos viajar, me acompañaron los varones en este camino. Uno no puede estar haciendo lo que quiere con el más grande, porque él ya tiene su propia autonomía, pero me acompañaron. Estuvo bueno.

-¿Se agradecen las oportunidades en ese sentido?

-Sí, porque son muchas cosas, y hay otra logística. Una tiene que evaluar el tiempo que pasa afuera de su casa con lo que vale la pena el proyecto, el costo. Nosotras, las mujeres, a la hora de tener hijos y trabajar tenemos que tener una planilla de organización de hijos, de casa, económica, pedir ayuda. Es la realidad de la mujer madre.

-¿Cómo llevás la crisis?

-Nos golpea a todos. Si hay algo que consiguió la igualdad de género, es que nos golpee a todos por igual, en mayor y menor medida, porque hay gente que la pasa muy mal, pero la consecuencia es general. Lo bueno que se puede sacar de esto es entender que las diferencias nos pueden potenciar y nos encuentran. Y aprender a convivir con las voces diferentes que tenemos, sabiendo que la polarización en cualquier orden de vida que uno lleve nunca es positiva.

-¿Por qué?

-Genera tironeos y enfrentamientos que no terminan siendo productivos. Desgraciadamente nuestra cultura termina en un River y Boca en todo. Espero que podamos crecer como sociedad, alejándonos de eso.

Mónica Antonópulos junto a su pareja, Marco Antonio Caponi.

-¿Tenés alguna válvula de escape?

-En este momento me encuentro haciendo una obra de teatro en el Espacio Callejón, que nunca había llevado a cabo. Un proyecto que se gestionó en mi casa, “Late el corazón de un perro”, junto con Silvina Sabater y Diego Gentile. Me di la posibilidad de hacerlo corriendo el riesgo de no hacer otros trabajos más grandes a nivel ecónomico. Esto me genera un lindo desafío y la posibilidad de escaparme una vez a la semana y estar más tiempo en casa.

-¿Es importante para vos ser una madre presente?

-Intento ordenarme. Como todos, tenemos que trabajar porque es parte de esto, pero es importante estar en la educación y el día a día de mis hijos. Me ingenio. La primera maternidad me encontró yéndome a los cuatro meses a trabajar por grandes necesidades económicas y me lo llevaba a Camilo a todos lados. Por eso hice teatro y tele sin parar. Lo pude hacer, pero con un costo enorme, que es el desgaste de estar en muchos lados y no estar en ninguno al mismo tiempo.

-¿Cambiaste algo por la experiencia?

-Los años y la tranquilidad de que siempre va a aparecer alguna propuesta laboral te sirven. En mi caso aprendí a calcular los gastos que hay cuando no estoy: llevar a mis hijos al colegio, sentarme para hacer con Camilo sus tareas. Con el bebé es peor. Se dice, pero tampoco no lo tenemos tan naturalizado.

-¿Les interesa agrandar la familia?

-Por el momento, queda acá, pero nunca se sabe. Las cosas diagramadas no me salen.

La actriz junto a Pablo Echarri en la presentación de "Atrapa a un ladrón".

PING PONG

-¿Algo que te pnga de buen humor?

-Un día con sol.

-¿Y de mal humor?

-Mirar noticieros.

-¿Qué hacés en un día libre?

-Voy al río a tomar mates con alguna amiga.

-¿Comida y bebida favorita?

-Soy fan de la milanesa y del vino.

-¿Te cuidás?

-Intento tener una conciencia de salud, más que cuidarme. Arranqué con meditación y estiramientos.

-¿Placer culposo?

-Ningún placer debería ser culposo.

-¿Vacaciones perfectas?

-No creo en la perfección de nada.

-¿Una película favorita?

-Siempre vuelvo a “Opening Night”.

-¿En el terreno de las series?

-”Big Little Lies”.

-Un ídolo o ejemplo a seguir.

-Personas interesantes conozco muchas, pero ningún ídolo ni ejemplo.

-Si este fuese el último día en el planeta, ¿qué harías?

-Soy tan hipocondríaca que la pregunta ya me genera impresión. Así que ningún plan de último día...

Ver más productos

San Diego Alcala, en el recuerdo de la iglesia católica.

La iglesia recuerda hoy a San Diego de Alcalá

Macri planea resolver la transición por decreto

Macri planea resolver la transición por decreto

La Amazonia y la destrucción del mundo

La Amazonia y la destrucción del mundo

Ver más productos