@Rfilighera

La fuerza del periodismo independiente. Aquel que va al origen del conflicto, el que recorre el territorio de la exploración, el que recurre a la información precisa, el que ahonda en detalles, el que analiza y escruta en los diferentes testimonios, aquel, en definitiva, que no se deja doblegar por las presiones de arriba y tampoco las de abajo.

Santiago Cúneo forma parte de este estilo de periodismo, es el ABC de una actividad que no pierde vigencia. Precisamente, el ciclo "1+1=3", que fue emitido por otra emisora de cable durante 7 temporadas y actualmente por Crónica TV los jueves de 20 a 23 y los domingo de 19 a 21, en esta, su octava temporada, mañana a la noche, se juega su gran carta en materia de distinciones.

En efecto, se encuentra ternado como Mejor programa de investigación periodística en los Martín Fierro de cable. "El nombre del programa tiene que ver con esa cuenta imperfecta que en la actividad política se da en términos generalmente asiduos. Es la búsqueda de ese equilibrio más allá de la dificultad", expresó el periodista en el comienzo de la charla. "Existe una premisa básica en nuestra actividad. No se puede pasar a la acción si no tenés información. El periodismo, ineludiblemente, debe ser de investigación. Y la acción se solventa con la información, con el tema a desarrollar", destacó con énfasis el conductor del citado ciclo, que cuenta con un panel que incluye los aportes de la locutora Nora Briozzo, el economista Javier Milei, el politólogo Leandro Santoro, la periodista Daniela Bruno, el actor Atilio Veronelli, el periodista sindical Alberto Amorosino y con la producción (y también columnista) de Paula Volpe.

Santiago Cúneo conduce "1+1=3" por Crónica

Cabe recordar que la investigación que se desarrolló desde el programa "1+1=3" sobre el caso Nisman, a los 25 días del episodio (asesinato y modo de ejecución), fue confirmada en un reciente informe elaborado por Gendarmería. Por otra parte, Santiago Cúneo llevó a cabo un informe especial sobre el tema "Venezuela" que echó por tierra supuestas consideraciones y realidades plasmadas desde un ci- clo de la teve de aire.

El periodismo que se viene para Santiago Cúneo no admite dudas. "En tiempos superadores de avance tecnológico, cualquiera puede, con un celular en mano, emitir un determinado episodio informativo, redes sociales mediante, con su respectiva foto. Sin embargo, no cualquiera puede llegar a tener el sello del profesional. Aquel que chequea la noticia, que tiene percepciones y la investiga y llega al hueso de la información. Esa es, en definitiva, nuestra misión".

Impensada parábola del destino, como en aquellas inolvidables redacciones signadas por la nube del humo del cigarrillo, el aroma del café y el ruido altisonante de las Olivetti. Y, a un costado, las agendas voluminosas de los contactos. A partir de esas agendas, se empezaba a recorrer periodismo de investigación, casi como un signo de anticipación de los tiempos que se aproximaban.