Con once estatuillas Martín Fierro a "Mejor Conducción Masculina", es innegable que Marcelo Tinelli se convirtió en uno de los hombres más importantes de la televisión argentina. Nacido bajo el ala y protección de Juan Alberto Badía, el hombre de Bolivar transformó su nombre en una marca registrada.

Con su desembarco en la pantalla chica, "El Cabezón" cambió la forma de ver y hacer tele. Cámaras ocultas, blooppers, coreografías con bailarinas, concursos de baile, patinaje y canto fueron condimentos esenciales de su éxito. Casi 30 años de aprobación por parte del público avalan ampliamente su trayectoria. Así como también el cariño de la gente que se consagró a su lado y que remarca en él "un tipo con códigos y de gran generosidad".

Contemplando todo esto, el Gobierno de la Ciudad lo homenajeó con su propia Estrella en la calle Corrientes. "Con sus programas, Marcelo lleva casi 30 años haciéndonos reír y emocionar, por eso es una alegría homenajearlo de esta manera", escribió Horacio Rodríguez Larreta. En el marco de la inauguración, el conductor se mostró emocionado por el reconocimiento y admitió estar "orgulloso y feliz".

 

 

En este contexto, DiarioShow.com habló con parte de su equipo de trabajo con una misma consigna: ¿Quién es Marcelo Tinelli?

Marcelo Polino: "Marcelo es la persona más generosa que hay en el ambiente. Todo el tiempo te hace lucir, te hace quedar bien. Algo muy particular que me pasó el otro día fue qu. como debuté en el teatro, se lo comenté y le pregunté si podíamos anunciarlo en el programa. Lo dijo en vivo y al rato que lo nombró se agotaron las entradas. Solo Tinelli puede lograr eso en una sola mención, para mí es como un 'hado madrino', eso lo pinta cómo es de cuerpo entero".

Larry De Clay: "En el espectáculo uno de los mejores exponentes, en lo que es la televisión está en el top ten de seguro. Está en un podio donde hay pocos y son grandes de verdad, un tipo que sabe mucho de la televisión, que busca siempre la calidad, la excelencia, que exige lo mismo y que es muy generoso a la hora de trabajar. Por otro lado es un gran amigo, hemos armado una amistad después de casi 22 años de trabajar juntos. Yo arranqué en el 96 haciendo cámaras ocultas, yo iba al canal y me quedaba ahí y no entraba con el elenco, recién después de tres meses trabajando me lo crucé de casualidad en un pasillo, me dio la mano y nos saludamos. Ahí cambió todo, lo mediático, lo laboral, inclusive dentro del estudio la relación que había antes con Marcelo, hoy cualquiera se pone un disfraz ahí al lado, sale en cámara y lo saluda a Marcelo como si fueran amigos de toda la vida".

Sergio Gonal: "Es una persona súper generosa y un gran compañero de trabajo. Los años que tuve la suerte de compartir con él así lo sentí, es por eso que le tengo una gratitud eterna. Un gran empresario pero también un tipo de barrio con valores muy lindos, merece muchas estrellas no solo una".

Carna: "Es importante que tenga su estrella, ha aportado no solo con VideoMatch, ShowMatch, sino también con las producciones que tuvo en tiras, su incursión en el cine, la radio. Es un tipo que valora mucho la técnica, a nuestros colegas, a los productores, directores, él los potencia a todos. De su mano se potencia cualquier artista, produce las mejores cosas y en estos últimos 30 años fue una de las personas más importantes de la televisión. Sin ser un actor, aunque yo creo que es un comediante extraordinario, es bien merecido estar en la calle Corrientes aún sin haber actuado sobre esa avenida. Me enorgullece porque lo quiero mucho es un gran tipo, con mucha bondad. Tiene dos facetas para mí muy claras que es por una parte el empresario, el conductor y por otra parte el hombre que es el mismo que vino de Bolívar con los mismos valores, que hace mucho por la gente, ayuda mucho muy por debajo y es un tipo del que he aprendido muchas cosas pero sobre todo es un gran tipo. Me divierto con él, me encanta como es como padre con sus cinco hijos que son una maravilla todos, su amor por los animales, por su familia, por San Lorenzo. Todo lo que hace habla de cómo es él. Nada que él haga lo hace con la mirada de hacer negocio, lo hace con mucho amor. Es una lástima que no esté como directivo de la Selección o de la AFA. Creo que el fútbol argentino se perdió un gran tipo, íntegro, con ganas de trabajar y sacar el fútbol adelante. Tengo miles de anécdotas con él pero al margen de eso agradezco a Dios que lo haya puesto en mi vida".

Diego Pérez: "Marcelo me descubrió. Él es un alquimista que convierte una piedra en oro. Nosotros le hemos llevado notas que por ahí no eran tan buenas y él te las realzaba tant. que hacía que sean maravillosas. Gracias a él fui conocido, pasé de trabajar en un videoclub a viajar por el mundo, a tener mi propio departamento, a conocer a las máximas figuras del espectáculo, del deporte, todo. Es un tipo generoso, con los brazos abiertos, con un ojo clínico para descubrir gente con talento que no hay otro como él. Todo es agradecimiento y cariño que es lo que me brindó durante todos los años que estuve a su lado".