Ya comenzaron los ensayos de "Un rato con él", la obra que protagonizarán Julio Chávez y Adrián Suar en mayo de 2017 en el teatro El Nacional. Además de estar sobre las tablas, Chávez volverá a trabajar como dramaturgo, pues el texto fue escrito por él acompañado por Camila Mansilla, aunque la dirección estará a cargo de Daniel Barone.

La historia capta el presente de dos hermanos de mismo padre pero diferente madre. La muerte de su progenitor los obliga a reunirse para repartir la herencia y ese encuentro pondrá en juego la verdad de los afectos, su pasado y qué los ha traído hasta hoy. Será un duelo de personalidades en el que estará presente el humor, el amor y el drama, herramientas con las que entenderán que aún en sus diferencias tienen mucho en común.

La puesta de "Un rato con él" no sólo marcará el retorno del Chueco al teatro (en 2015 hizo "Dos pícaros sinvergüenzas" junto a Guillermo Francella) y la siempre esperada actuación de Chávez en vivo, sino que servirá como el inicio de Suar a cargo de El Nacional, trabajo que realizará junto a Nacho Laviaguerre, productor a cargo de grandes producciones en los últimos años.



El acuerdo de producción no se limitará a la programación de obras de autores y directores argentinos, sino que también significa trabajar para la reforma interna de las instalaciones, la creación de un espacio vip para clientes y socios de negocios, nuevo equipamiento técnico y remodelación de la marquesina, entre otras modificaciones.

Será la primera vez que los actores trabajen juntos, aunque Suar produjo varias ficciones que protagonizó Julio: "Signos", "Farsantes", "Epitafios", "El puntero" y "Tratame bien", labores que le valieron a Chávez varios premios. En una conferencia de prensa, Suar alabó a su coprotagonista: "Reconozco que este es un dúo atractivo. Desde mi lado de productor, digo: ‘¡Qué linda dupla!’. Como actor, imagino que me voy a sentir demasiado envidiado, porque es un lujo estar al lado de Julio. Lo adoro. Es mi actor favorito. Es un animal de trabajo, me gusta mucho su rigurosidad, admiro su honestidad profesional. A Julio no lo vas a agarrar improvisando, como pasa con otros actores". En réplica, Chávez habló sobre Adrián: "Le tengo un enorme cariño y un agradecimiento infinito. Es muy generoso como actor, no se guarda nada. Es serio, no es hipócrita y pone valor en su expresión".